IMPORTANCIA DE UN BUEN CEPILLADO A LA HORA DE TRATAR LA MADERA EN LA CARPINTERÍA

El cepillo consiste en una hoja afilada que va sacando las imperfecciones de la madera, eliminando las capas más ásperas hasta dejarla suave como la seda. Aquí no hay que olvidar que el cepillado debe realizarse siempre en el sentido y dirección de la veta, porque de lo contrario se cortan las fibras del material. “Lo mismo que peinarse”, acotan los carpinteros del Museo Taller. Hay que hacerlo hacia abajo, en una sola dirección para no enredar el resto del cabello.

Con los nudos el procedimiento es distinto porque no presentan dirección, así que es necesario cepillar o lijar de forma circular para evitar que se desprenda o descascare el material. Los cepillos número 4, 6 y 7 son los más frecuentes, pero también existen las garlopas y garlopines. Luego viene el proceso de lijado, que le da la terminación. Es equivalente a la crema de afeitar después del rasurado. ​Solicita presupuesto aquí.

admin_ez2ke1pk

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba